jueves, 22 de mayo de 2014

Una llamada de Amnistía Internacional a favor de una joven sudanesa condenada a muerte a causa de su religión






AMNESTY INTERNACIONAL




Un tribunal sudanés ha condenado a muerte a una sudanesa cristiana “ por apostasía” y a una pena de flagelación por “adultera”.
Meriam Yehya Ibrahim, embarazada de 8 meses, esta actualmente detenida con su hijo de 20 meses.
Esta joven sudanesa ha sido acusada de adultera por haberse casado con un cristiano del Sur Sudan. El tribunal ha añadido como culpa  principal la apostasía de  Meriam que fue criada dentro de la religión ortodoxa por una madre cristiana y un padre  musulmán ausente durante su infancia y que ha declarado que ella era cristiana y no musulmana.

Amnistía Internacional considera a Meriam como una prisionera de opinión y que ha sido declarada culpable únicamente y por la razón de sus convicciones y de su identidad religiosa.

En 2013 tuvieron lugar 21 ejecuciones en Sudan.   Se han registrado veinte nueve condenas a muerte aunque se estima que el numero real es superior a las 100. las autoridades sudanesas continúan a recurrir a la pena de muerte para reprimir las actividades de sus oponentes, tanto si son reales como supuestas, de los grupos políticos de la oposición.

Amnistía Internacional, Mayo 2014





No hay comentarios:

Publicar un comentario

El Papa y el Consejo Ecumenico de las Iglesias.

https://www.oikoumene.org/es/press-centre/news/pope-francis-at-the-world-council-of-churches